El Desprendimiento de Retina

Compartir

Compartir en facebook
Compartir en whatsapp
Compartir en twitter
Compartir en linkedin
Compartir en email

El Desprendimiento de Retina

Tabla de contenido:

El Desprendimiento de Retina

“Poderoso eres, pero una arenilla, un miligramo de polvo entra en tu ojo derecho y el mundo se hace negro y borroso.  Cuida el ojo!” (Oda al Ojo, Pablo Neruda)

El ojo es un órgano muy especial de nuestro cuerpo. Es la ventana al mundo a través de la cual podemos apreciar nuestro entorno y situarnos en él.  Para el médico el ojo es la ventana hacia adentro y a través de esa ventana puede descubrir condiciones de salud importantes en el individuo.  Estas condiciones pueden estar presente en el ojo mismo tales como Cataratas, Glaucoma, Desprendimiento de Retina o pueden reflejarse en él enfermedades de otros aparatos y sistemas como Diabetes, Hipertensión Arterial.

Todos estos padecimientos presentan en una medida u otra una serie de síntomas que pueden ir desde un simple enrojecimiento de la conjuntiva, comezón o hinchazón del párpado hasta dolor de diferente intensidad, inflamación, la aparición de “moscas volantes” o luces centelleantes. Estos últimos son síntomas importantes del tema que abarcaremos en este artículo: Desprendimiento de Retina.

La retina es el tejido sensible a la luz que recubre la parte posterior del ojo. Los rayos de luz se enfocan en la retina a través de la córnea, la pupila y el cristalino. La retina convierte los rayos de luz en impulsos eléctricos que viajan a través del nervio óptico hacia el cerebro, donde se interpretan como las imágenes que vemos. Tener una retina saludable e intacta es clave para tener una visión clara.

El centro de nuestro ojo está lleno de una gel transparente llamada vítreo, la cual está unida a la retina. Ocasionalmente, pequeños grupos de gel o células en el interior del vítreo proyectan sombras sobre la retina, y usted puede ver pequeños puntos, manchas, hilos o nubes que se mueven en su campo de visión, llamados manchas flotantes. A menudo se pueden ver cuando se mira hacia un fondo plano, como una pared o el cielo azul.

A medida que envejecemos, el vítreo puede encogerse y tirar de la retina. Cuando esto sucede, usted puede notar algo parecido a unas luces intermitentes, vetas de luz o tener la sensación de «ver estrellas». A esto se le llama «centelleos». 

La retina no funciona cuando se desprende y la visión se vuelve borrosa. Un desprendimiento de la retina es un problema muy serio que casi siempre causa ceguera si no es tratado con una cirugía.

La retina es una membrana delgada y transparente que recubre la superficie interna del ojo y se encuentra formada por grupos de células que son sensibles a la luz. Estas células recogen la imagen que entra al ojo por la pupila a través de la cornea y el lente del ojo (cristalino), lo concentran y lo transmiten al area de la visión en el cerebro a través del nervio óptico.

El desprendimiento de retina se presenta con una incidencia entre 1:10.000 a 1:15.000 personas y su proporción es mayor en el sexo masculino entre los 40 a 70 años de edad. Los factores de riesgos son tambien numerosos, pero los mas frecuentes son miopía, retinopatía diabética, antecedente de cirugías de cataratas, desprendimiento previo del otro ojo, así como traumas externos, golpes en la cabeza que hace particularmente vulnerables a los boxeadores y a quienes practican otros deportes en el que hay alto grado de contacto físico.

Los síntomas del Desprendimiento de Retina incluye en la mayoría de los casos la aparición súbita de manchas flotantes y/o centelleos, pero hay que hacer la salvedad de que estos síntomas no siempre están relacionados a este padecimiento. De cualquier manera, la aparición de estos síntomas en personas con antecedentes o factores de riesgo como los que se han mencionado, deben ser atendidos a tiempo para prevenir una consecuencia mas grave como la pérdida de la vision en el ojo afectado. A medida que el desprendimiento progresa aparece una sombra o una cortina gris en movimiento en cualquier área del campo visual así como una disminución repentina de la vision. Cabe mencionar que este evento es indoloro

El diagnóstico del Desprendimiento de Retina se logra mediante el una Oftalmoscopia Indirecta durante la cual el paciente permanence sentado con el ojo abierto y la pupila previamente dilatada. El examinador, se acerca con un instrumento que lleva puesto en la cabeza, similar a los que usan los mineros con una linterna en la frente y visualiza la parte posterior (interna) del ojo usando un lente manual que sostiene con una mano, mientras aplica un poco de presión en el ojo con la otra mano o utilizando un instrumento romo pidiéndole al paciente que mueva el ojo en diferentes direcciones. Este exámen se puede complementar con una Oftalmoscopia con Lámpara de Hendidura. Para esto el paciente es sentado en la silla de examinación del oftalmólogo y apoya la barbilla y la frente en una estructura que hace permanecer la cabeza fija. El oftalmólogo se acerca con un lente-microscopio directamente frente al ojo permitiendo visualizar, con aumento, lo mismo que mediante la Oftalmoscopia Indirecta.

La retina se observa como un círculo rojo con estructuras que son anatómicamente conocidas y guardan una relación tambien conocidas por los profesionales de la medicina en general, pero especialmente por aquellos entrenados en oftalmología, medicina interna y medicina de emergencia. En la retina se pueden observan los vasos sanguíneos que entran y salen de ella (dos venas y una arteria) en un area conocida como la papilla a través de la cual emerge el nervio óptico hacia el cerebro. Vale mencionar que el nervio óptico es el único nervio que se origina en su porción distal y se dirige al cerebro. Todos los demás nervios se originan en el cerebro (pares craneales) o en la médula espinal y se dirigen distalmente hacia los órganos y otras estructuras del cuerpo. La dirección del estímulo es, sin embargo, la misma en todos los casos. Otra estructura de la retina es la mácula lútea, o mancha amarillenta, que se especializa en la visión fina de los detalles y sirve para leer y distinguir las características de las facciones de las personas, detalles en las pinturas o de los paisajes, como las estrellas, los animales, etc.

Tratamiento: La mayoría de los desprendemientos de retina se tratan mediante cirugía que lleva como objetivo fijar la retina a su lecho anatómico natural, la pared posterior del ojo. Esta cirugía puede llevarse a cabo mediante varias técnicas siendo la mas frecuente y sencilla la fotocoagulación. Esta técnica se realiza usando un rayo láser de Argón que se adapta a la lámpara de hendidura, descrita arriba, y se lleva a cabo en la oficina del oftalmólogo bajo anesthesia local creando una cicatriz.

Otras técnicas incluyen el tratamiento por congelación (criopexia) la cual se lleva a cabo mediante el uso de un catéter o sonda especial para la aplicación de frío y congelación alrededor del area desgarrada fijando así la retina a la pared posterior del ojo.

Hay ocasiones en las que el desprendimiento se produce en un mayor grado, por ende mas grave, y el tratamiento requiere de una vitrectomía, o vaciamiento del humor vítreo que es un liquido gelatinoso que rellena el espacio entre la retina y la parte posterior del cristalino o lente del ojo. Una vez que se vacía este espacio se procede a realizar una retropexia neumática que consiste en la inyección de una burbuja de gas en dicho espacio y se indica de manera categórica al paciente que permanezca con la cabeza hacia abajo no menos de 23 horas al día por 14 días. Esta posición hace que el gas “empuje” la retina contra la pared posterior del ojo. Para ilustrar esta técnica se hace el ejemplo con lo que pasa cuando volteamos una botella de gaseosa llena hacia el piso, el gas dentro de ella “sube” a lo que sería el piso de la botella. De la misma manera, en el ojo, el gas “sube” y empuja la retina contra lo que sería en este caso, el piso del globo ocular.

Durante el tiempo post operatorio de por lo menos 90 días el paciente debe evitar esfuerzos que hagan elevar la presión del ojo, así como los vuelos en avión o a lugares de mucha altitude hasta que la burbuja de aire haya desaparecido.

Otra forma de tratamiento es utilizando una burbuja de aceite la cual debe ser removida al tener el efecto esperado.

El Desprendimiento de Retina es un tema extenso y requiere de vasta experiencia de parte del médico y mucha paciencia por parte de la persona que la padece a fin de obtener los mejores resultados. Hay asímismo muchas otras causas, maneras de presentación, grados de desprendimiento, condiciones comórbidas que hacen este tópico interesante y de suma importancia.

La prevención es casi inexistente ya que no podemos predecir con exactitud la aparición del padecimiento y por ese motivo, los exámenes periódicos, especialmente en personas de riesgos elevado son la medida mas apropiada para actuar a tiempo y evitar la ceguera total, que es la complicación mas frecuente cuando no se diagnostica y no se trata a tiempo.

Entonces
dejaste penetrar bajo mis párpados
un átomo de polvo.
se me nubló la vista,
vi el mundo ennegrecido.

El oculista detràs de una escafandra
me dirigió su rayo
y me dejó caer
como una ostra
una gota de infierno.

Más tarde,
reflexivo,
recobrando la vista
y admirando los pardos,
espaciosos ojos de la que adoro,
borré mi ingratitud
con esta oda

 (Oda al Ojo, Pablo Neruda)

Susbríbete
a nuestro blog

No se pierda las últimas noticias y consejos sobre su bienestar físico, mental, seguros de vida, salud, tecnología y marketing.

Tu privacidad es importante para nosotros. BMI Companies utiliza la información que proporcionas para ponerse en contacto contigo en relación con contenido, productos y servicios relevantes para usted. Puedes darle de baja para dejar de recibir este tipo de comunicaciones en cualquier momento. Si desea obtener mas información sobre la protección de sus datos en BMI Companies, consulte nuestra Política de Privacidad.

Contáctenos

Si desea contactar directamente al departamento de su interés puede comunicarse vía email a:

Servicio al cliente

Consultas generales:

bmi@bmicos.com

Servicio al Cliente - Vida:

bmiphs@bmicos.com

Servicio al Cliente - Salud:

healthphs@bmicos.com

Centro de Servicio BMI Access - Salud:

bmiaccess@bmicos.com

Emergencias 24x7 - Salud:

alarmcenter@bmicos.com

Servicio al Cliente - Planes de Asistencia en Viajes:

info@bmitravelassist.com

Servicio al agente

Consultas generales:

agentservice@bmicos.com

Apoyo Ventas - Vida:

lifesales@bmicos.com

Nuevos Negocios - Vida:

lifeonline@bmicos.com

Apoyo Ventas - Salud:

healthsales@bmicos.com

Nuevos Negocios - Salud:

healthonline@bmicos.com

Consultas de comisiones:

commissions@bmicos.com

Pagos vía transferencia o cheque en papel:

bmicashier@bmicos.com

Pagos en línea (tarjeta de crédito o cheque electrónico):

onlinepayments@bmicos.com

BMI Financial Group Ⓒ 2021 - All Rights Reserved

Developed by

Solicite una cotización

  •  

    Asistencia en Viajes (Click aquí para cotizar)

  • Este campo es un campo de validación y debe quedar sin cambios.
Ir al contenido