5 PASOS BÁSICOS PARA CONSTRUIR UNA DIETA MÁS SALUDABLE Y FORTALECER NUESTRO SISTEMA INMUNE

Compartir

Compartir en facebook
Compartir en whatsapp
Compartir en twitter
Compartir en linkedin
Compartir en email

5 PASOS BÁSICOS PARA CONSTRUIR UNA DIETA MÁS SALUDABLE Y FORTALECER NUESTRO SISTEMA INMUNE

Tabla de contenido:

Modificar los hábitos alimenticios no es fácil, pero construir una dieta saludable y fortalecer nuestro sistema inmune sí lo es. Primeramente, debemos entender que cada organismo tiene necesidades diferentes, eso implica que la cantidad y el tipo de alimentos requeridos varían de acuerdo a la persona. Sin embargo, existen parámetros inamovibles que estipulan el consumo esencial de ciertos grupos alimenticios, y de igual forma existen acotaciones sobre el origen de los productos que consumimos, teniendo en cuenta estos puntos es posible hacer una mejor elección de la comida.

De forma básica, puedes considerar los siguientes puntos para construir una dieta balanceada y que fortalezca tu sistema inmunológico:

  1. Alimentos frescos de temporada: Todos aquellos alimentos que estén enlatados, procesados, empaquetados o congelados por un largo período de tiempo han perdido gran cantidad de nutrientes, por lo que la mejor manera de asegurarte de obtener el valor nutricional completo de los alimentos es consumirlos frescos y de temporada. Recuerda que las principales fuentes de vitaminas y minerales están en la fruta y vegetales frescos.
  2. Los aceites: Es muy importante que utilices aceite de oliva extra virgen para cocinar y acompañar las ensaladas. Este aceite tiene excelentes propiedades cardiovasculares y es uno de los que mejor resiste el calor, esto es importante, ya que cuando cocinas o fríes a altas temperaturas los aceites se oxidan generando aldehídos y peróxidos que son perjudiciales para la salud, algo que no sucede con el aceite de oliva.
  3. Carbohidratos: Los carbohidratos complejos son la fuente de energía más eficiente para el organismo y debe ser el nutriente más abundante en una dieta saludable. Este tipo de carbohidratos son ricos en fibra, vitaminas y minerales, proceden de los cereales y las legumbres principalmente y en menor grado de vegetales y verduras como las espinacas, el brócoli, las alcachofas o los calabacines.
  4. Proteínas: Para obtener proteínas de alto valor biológico puedes optar por consumir carneo pescado, pero también es posible combinar cereales (75%) y legumbres (25%) complementando con semillas y frutos secos para ingerir los niveles adecuados de este nutriente, que representan un 15% diariamente.
  5. Ácidos grasos: Los más beneficiosos son los insaturados, que provienen de los aceites vegetales prensados en frío, de las semillas, frutos secos y en mayor medida y de mejor calidad del pescado. La carne contiene numerosas grasas saturadas y casi todos los productos procesados contienen grasas trans, las más dañinas y peligrosas, así que mantente alejado de estas.

Comer sano no es difícil y el principal beneficio es fortalecer el sistema inmunológico, si consultas con un especialista en nutrición te será todavía más sencillo diseñar un plan especifico para mantenerte en forma comiendo delicioso y saludable.

Suscríbase
a nuestro blog

No se pierda las últimas noticias y consejos sobre su bienestar físico, mental, seguros de vida, salud, tecnología y marketing.

Su privacidad es importante para nosotros. BMI utiliza la información que proporciona para enviarle contenido de productos y servicios relevantes para usted. Puede darse de baja para dejar de recibir este tipo de comunicaciones en cualquier momento. Si desea obtener más información sobre la protección de sus datos en BMI, consulte nuestra Política de Privacidad.

BMI-Logos_BMI

Solicite una cotización